La otra cara de Brazil

israel-brazil-flags.jpg

En 2015, el gobierno brasileño, junto a sectores sociales y políticos de izquierda en ese país, se opusieron férreamente a la nominación de Dani Dayan como nuevo embajador de Israel. Dayan, quien había tenido un largo recorrido como líder representativo de los asentamientos en Judea y Samaria, y quién de hecho vive en los asentamientos, se mantuvo firme en su nominación. Sin embargo, la presión que ejercieron distintas entidades sociales y políticas pro-palestinas, hizo que el gobierno de la ahora expresidenta, Dilma Rousseff, quién fuera retirada de su puesto por el parlamento de su Brasil acusada de corrupción, se opusiera a la designación de Dayan.

A pesar de que el propio ex-ministro de asuntos exteriores de Israel, Tzipi Hotolevy, endosara la nominación de Dayan, el Marzo de 2016 el gobierno israelí retiró la nominación de Dayan. Posteriormente, Dani Dayan sería nombrado cónsul general de Israel en Nueva York. Esta historia no solo es un ejemplo del anti-sionismo del que Brasil se caracteriza sino que es una muestra de la parcialidad política por la que Brasil se ha caracterizado desde la llegada del imputado expresidente, Lula Da Silva, y los distintos colectivos sociales que le apoyaron. Sin embargo, hay otro tema por el que Brasil se caracteriza: la corrupción. Como ya he mencionado los últimos dos presidentes de Brasil no solo han sido juzgados y convictos por corrupción, sino que lo más lamentable es que el actual presidente de Brasil no es la excepción.

F141214MA14.jpg

Aunque el actual presidente ha tomado posturas en favor de Israel, Michel Temer no se diferencia de sus antecesores para nada. Desde intentar sobornar empresarios hasta pedir el que la corrupta constructora Odebrecht le aportara $40 millones de dólares a su partido político. Aunque fue elegido como Presidente de Brasil tras la salida de Rousseff, la popularidad de Temer hoy día no supera el 10% del apoyo electoral. Tras finalizar el recogido de votos para lograr su escaño y sacar a Rousseff, hoy Temer se encuentra con el escenario de devolver favores a aquellos que le apoyaron y así evitar que en Mayo se le acuse “oficialmente” de corrupción-ya que está en manos de los parlamentarios el permitir si se le juzga o no al presidente. Por lo que el ‘Frente Parlamentario de la Agropecuaria’, quien reúne a 231 diputados y 25 senadores con intereses en uno de los principales elementos de la economía, ha visto esta oportunidad para utilizar su ventaja y lograr que en la Reserva Nacional de Cobre y sus Asociados (Renca), un amplio territorio de casi 47.000 kilómetros cuadrados, se exploten sus reservas minerales.

Este territorio fue delimitado en 1984 durante la dictadura militar para proteger las reservas de oro, hierro y manganeso que posee de las grandes multinacionales. A pesar de ello, el pasado 23 de agosto la administración de Temer extinguió por decreto la reserva nacional y abrió sus puertas a la industria minera. Aunque esta movida fue paralizada por 120 días debido al rechazo social que se generó-más de 800 mil firmas fueron recogidas en contra del decreto y un tribunal condenó el contenido del decreto por inconstitucional-el gobierno de Temer parece que seguirá adelante.

De hecho, muchos de los proyectos que hacían años que no se traían al debate público ahora son aprobados por decreto o por vías de urgencia constitucional para cumplir con los legisladores de estas zonas rurales. Y claro,esto se entiende ya que en los próximos días se espera que el fiscal general del Estado, Rodrigo Janot, presente una nueva denuncia contra Temer. El Brasil de Temer y toda la clase política de ese país sudamericano no solo aspiran acabar con el prestigio y la moral de su país, sino que pretenden “engrandecer” el legado corrupto que ha caracterizado a Brasil por los pasados años.

El Brasil de hoy no es ese país que por los pasados años nos ha sorprendido con su membresía en los BRICS o con el tener la segunda economía más grande de las Américas. No es ese Brasil donde la cúpula de la Operación Cóndor algún día desarrolló su nido. La Brasil de hoy es una donde el índice del Big Mac nos indica que la calidad de vida es carísima, donde la violencia y la pobreza abunda como el agua, y donde la clase política solo busca lograr sus aspiraciones individuales. Merece que hoy hablemos de la otra Brasil.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

w

Connecting to %s